Porque los buenos lideres deberían hacerte sentir seguro

Cuando nos ponemos a pensar sobre organizaciones, corporaciones, empresas o entes que conforman un grupo de trabajo sabes que funcionan con el esfuerzo de cada uno que los integra, o en este caso la gente que trabaja en dicha organización. La problemática hoy en día es que, al parecer (según Simon Sinek), hacemos las cosas al revés.

Liderazgo y el impacto en el clima organizacional!

En el ejército, le otorgamos medallas o reconocimientos a la gente que están dispuestos a ponerse ellos mismos antes para ayudar a los demás (héroes/actos heroicos). Sin embargo, en los negocios tendemos a darles reconocimiento/gratificaciones/bonos a la gente que sacrifica a otros para ayudar a los de arriba (corporativos). Como puede ser un ejemplo; si llega a ver un factor externo que no se pueda controlar y nos afecta económicamente a la empresa empezamos hablar de despidos o reducir a los trabajadores.

Simon encuentra algo muy curioso conversando con algunos héroes de guerra de por qué se ponen ellos mismos antes de los demás, todos respondieron con ¨ellos hubieran hecho lo mismo¨. Descubriendo que el vínculo de confianza que existe entre ellos, es un vínculo muy difícil de formar dentro de una empresa.

Dentro de un ambiente empresarial, debemos de pensar que los líderes son como papas. Que disciplinan, crían, educan y desafían a sus empleados para construir en ellos una confidencia, para que tomen riesgos y dejarlos lograr cosas por ellos mismo. En cambio, deberían de confiar que el líder no los vaya a correr o despedir cuando las cosas se pongan difíciles – así como unos padres no venderían o regalarían a un hijo cuando hay problemas -. Esto es lo que ofende a la gente por los salarios exorbitantes de los CEO´s en las compañías de bajo rendimiento – la sensación de que han sacrificado e a la gente para proteger el número de su empresa y hasta su propio salario.

Un ejemplo de liderazgo alternativo – una empresa manufacturera sufrió la pérdida de 30% de ventas durante la crisis económica del 2008 y los salarios de la mano de obra fue estaba creando gastos excesivos por $ 10 millones. Cuando la directiva pidió despidos, el CEO rechazó la propuesta y en su lugar dio a cada empleado (incluyendo a sí mismo) 4 semanas de ausencia obligatoria no pagadas para ser tomada en cualquier momento que elijan durante el año. Hizo la aclaración a los empleados que era mejor para todos sufrir un poco, en lugar de algunos pocos sufrieran mucho. La compañía se ahorró $ 20 millones y la moral de los empleados estaba arriba. Mientras confiaban unos en otros, algunos empleados comenzaron a tomar ausencia obligatoria de 5 semanas para que ayudar a otros y en sí, se tomaran 3 semanas.

Los líderes deben de tomar los riesgos primero, deberían comer de último, deben sacrificar para que su gente se sienta segura, y para que su gente puede ganar. Cuando lo hacen, la respuesta natural de sus subordinados es que confían y están dispuestos a sacrificarse por el bien de la visión del líder. Y entonces pueden decir que hicieron lo que hicieron porque su líder habría hecho lo mismo por ellos.

 

Simon Sinek TED Talk – Lideres

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *